A pesar de que se despide de la nieve, el reconocido destino austral sigue manteniendo varios encantos para disfrutar del esplendor de sus paisajes.

Fuente: weekend.perfil.com

Un paseo tradicional es el que lleva a la laguna Esmeralda, una de las perlas de Ushuaia.

Empiezan a llegar los días más cálidos y la nieve se derrite, aun así, Ushuaia sigue siendo una propuesta sumamente interesante para disfrutar durante el verano, todo gracias a sus diferentes actividades al aire libre. Acá repasamos las más destacadas.

Parque Nacional Tierra del Fuego

Uno de los lugares preferidos para el trekking es el Parque Nacional (PN) Tierra del Fuego, al sur de la ciudad, así como las laderas de los cerros que conforman la «cola» de la cordillera de los Andes y sus valles.

El PN Tierra del fuego y otros bosques cambian totalmente y su vegetación, que pasa del gris cubierto de nieve al verde florido de primavera, con un aumento de la actividad migratoria de aves, lo que también atrae a los amantes del avistamiento de avifauna y de otras especies del lugar.

Laguna Esmeralda

Un paseo tradicional es el que lleva a la laguna Esmeralda, una de las perlas de Ushuaia, a la que se llega desde la zona de los valles tras una caminata de unos 9 kilómetros, en la cual se puede presenciar cómo los castores construyen diques y represas.

La laguna, con el color que le da el nombre, se encuentra rodeada por el Glaciar Ojo de Albino, las Torres y el Cordón Toribio, en uno de los mejores escenarios naturales vecinos a la ciudad.

Más información en: weekend.perfil.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *